¡Suscríbete a nuestra newsletter y consigue el 10% dto en su primera compra con el código que llegará a tu email! Envíos a todo el mundo

Suscribirme

Torso de Belvedere

2.180,00

El torso de Belvedere es un fragmento de la estatua de un desnudo masculino firmado por el escultor ateniense Apolonio de Atenas aunque estudios recientes consideran que se trata de una copia de una estatua más antigua, probablemente datada en el siglo II a. C. La estatua fue descubierta en su estado actual  en la plaza romano di campo dè fiori (Roma) famosa porque fue el lugar en el que celebraban las ejecuciones públicas. Fue durante el papado de Julio II en la primera década del siglo XV, aunque entonces pasó un poco desapercibida.  Hacia 1430 un epigrafista y anticuario, Ciriaco d’Ancon, copió la inscripción y a partir de entonces se empezó a conocer su existencia. Algunos artistas lo dibujaron y lo difundieron a principios del siglo XVI; fueron  Amico Aspertini, (hizo dibujos entre 1500–03, Martin van Heemskerck, que lo dibujo hacia 1530 y  Hendrick Goltzius, en 1590. A partir de estos dibujos que pasaron a grabado y a la imprenta, el torso empezó a formar parte del repertorio visual de los artistas occidentales del Renacimiento. Pero la pieza no revestía todavía mucha importancia ya que en 1500 era propiedad de un escultor romano poco conocido,  Andrea Bregno. Sabemos que en 1527 era una de las piezas exhibidas en el Palazzo Colonna de Roma pero en el famoso  “Saco (Saqueo) de Roma” de aquel año fue mutilado de nuevo.

No se sabe cómo llegó a propiedad del papado, quizás durante el pontificado de Clemente VII (elevado al solio pontificio entre 1523-1534) pero lo cierto es que allí se colocó tomando su nombre actual.  Fue colocado en el Belvedere del Vaticano, palabra del italiano que significa “Bella vista”. El torso, hallado a principios del siglo XV, es decir, en los inicios del Renacimiento, no fue rápidamente conocido por los humanistas de entonces; pero a partir de los dibujos y de la inscripción, ellos, que sin haber visto ningún original griego, se conformaban con copias romanas, aquí tenían la evidencia de un auténtico fragmento griego, de un escultor de Atenas. No se sabe que era ni que representaba; los autores del renacimiento creyeron que se trataba de Hércules sentado sobre la piel del león, pero la piel no es la de un león, sino la de una pantera y ello hizo dudar de la atribución; los conservadores del Museo sostienen hoy que podría tratarse de Ajax, el hijo de Telamón, en el acto de contemplar su suicidio, pero todo ello resulta incierto y, además es secundario. Lo importante es que la escultura fue admirada por los grandes escultores y artistas del renacimiento, incluyendo a Miguel Ángel o Rafael Sanzio. Miguel Ángel quedó impresionado por el torso, que representaba un ideal masculino, con una perfección anatómica nunca vista hasta entonces. 

Un torso que sirvió de inspiración a Miguel Ángel. Cristo en el Juicio Final de la Capilla Sixtina: ¡ es el “Torso Belvedere” que ha sido reconstruido pictóricamente!¡

No ha de extrañar que el “torso” se convirtiera en un auténtico modelo para él. No cabe duda de ello y basta contemplar sus poderosas figuras pintadas en la Capilla Sixtina para convencerse que así fue; o bien el poderoso Moisés que se halla hoy en San Pietro in Vincoli de Roma… Hay un hecho muy curioso sobre el torso y es que, en el Renacimiento una estatua clásica que estuviera mutilada siempre se pedía a un escultor famoso que la completara de nuevo. Esta nunca fue completada; siempre se presentó como un torso mutilado. La razón no la sabemos, pero sí que hay la historia – o leyenda- que cuando a Miguel Ángel el papa Clemente le pidió que le pusiera cabeza con brazos y piernas, el escultor declinó respetuosamente, afirmando que era demasiado hermoso para ser alterado, y en su lugar lo utilizó como inspiración para varias de las figuras en la Capilla Sixtina, incluidas las Sibilas y los Profetas que bordean el techo y el Cristo resucitado en El Juicio Final. A partir de aquí, todos los grandes escultores  manieristas y barrocos, incluido Bernini, lo admiraron. Y sigue siendo un misterio la razón por la cual mientras otras obras fragmentadas eran recreadas y completadas en los siglos subsiguientes, esta nunca nadie intentó completarla.

Hoy sabemos que no es una obra original griega ni fue esculpida antes de la Era; es una copia romana, aun cuando el copista incluyó en la copia la leyenda en griego! Pero los mitos de la historia son indestructibles…

 

 

 

Disponible en 23 días

 

*Todas estas piezas podrán adquirirse por encargo cubiertas por la pátina del mar, pues serán sometidas al proceso de envejecimiento acelerado de Ánforas de Mar, en el que la naturaleza las dota de la belleza única de la flora y fauna marina.

Fieles reproducciones de piezas de gran calidad fabricadas en mármol reconstituido al vacío mediante moldes mecanizados en resina epoxídicas y elastómeros de silicona, con un meticuloso acabado y una ligera pátina que las dotan de una singular belleza y aspecto de autenticidad. Este material es resistente a los agentes atmosféricos para su exposición al exterior, siendo también muy adecuado para la ornamentación en jardines, parques, etc

M.J. Almagro, Museo de Reproducciones Artísticas : Catálogo del arte clásico, Madrid, Dirección General de Bellas Artes y Archivos, Subdirección General de Museos, 2000, n. 288, p. 286.

Peso 128 kg
Dimensiones 81 × 92 × 160 cm
Peso

Composición

Estilos

Dimensiones

LARGO: 71CM., ANCHO: 82CM., ALTO: 150CM.

Los moldes, obtenidos de piezas perfectamente acabadas, se realizan íntegramente en nuestros talleres utilizando materiales de la más alta calidad y técnicas muy depuradas, permitiendo la obtención de reproducciones idénticas incluso en los mínimos detalles.

La técnica de vaciado utilizada por nuestra empresa ha sido desarrollada y perfeccionada durante años, lo que la convierte en exclusiva, permitiendo el vaciado de grandes piezas a un coste razonable, pues reduce muy significativamente el tiempo y el trabajo requerido para obtener reproducciones de alsima calidad de piezas de tamaño considerable. El El proceso es, como en todas las reproducciones por vaciado, obtener mediante moldes las partes más grandes posibles. A veces es posible obtener la escultura completa, pero lo normal es que la complejidad de la pieza debido a la postura de las extremidades, ropajes, etc., no permita esto y haya que hacerlo por piezas más pequeñas que luego hay que unir sin modificar la escultura en su conjunto y sin que se aprecien las uniones.

Nuestras reproducciones están realizadas en mármol reconstituido, con un 80 % de mármol en su composición obtenido de Macael seleccionado por su pureza de blanco.

La formulación empleada, además de aportar un aspecto marmóreo real, dota a nuestras reproducciones de una excelente resistencia mecánica y estabilidad ante los agentes atmosféricos atmosféricos como el agua, cambios de temperatura, hielo, y radiación ultravioleta, lo que permite que además de su ulización en interiores sean muy adecuadas para decoración de exteriores.

El acabado de las piezas se hace de forma ordinaria en mármol más o menos envejecido, pudiendo ir desde el blanco puro a acabados con aspecto arqueológico. De forma estándar las piezas se acaban con un aspecto ligeramente envejecido, pero el cliente puede determinar en su encargo el grado de envejecimiento que prefiera. Para esto se utilizan pátinas a base de óxidos estabilizados e inalterables en el tiempo.

Además, y bajo demanda, se pueden realizar acabados especiales, como bronce o hierro, realizados con metal auténtico y que pueden oxidarse y envejecer como lo haría el metal puro.

También estarían disponibles otros acabados como terracota, piedra arenisca o caliza o acabados en color definidos por el cliente.

ENVÍO MUNDIAL

Utilizamos el mejor sistema de embalaje del mercado

ALQUILER DE ÁNFORAS

Para eventos, películas, bodas, anuncios, escaparatismo, showrooms…

SERVICIO POSTVENTA

Si se ha roto tu ánfora, no tires ningún trozo, llámanos

PIEZAS POR ENCARGO

Sometemos a nuestro proceso de envejecimiento la pieza que desees. Solicita información